¿Sabías que diariamente podrías estar ocupando más de 10 productos que pasaron por experimentación en animales? Pruebas que se realizan en animales vivos y conscientes sin ningún tipo de anestesia para simular las posibles consecuencias que podrían causar ciertas sustancias en el ser humano. Estas pruebas son totalmente innecesarias, ya que, los resultados pueden tardar años y los resultados son muy lejanos a la realidad al ser nosotros tan distintos al resto de los animales. Pero sobre todo, la razón más importante para no aceptar estas pruebas, es el trato poco ético sobre otro ser vivo, donde se le tortura, se le hace pasar por terribles test toxicológicos y el destino final no es otro que la muerte, estamos hablando de más de 150 millones de víctimas, entre ellas, las más frecuentes, ratones, perros, gatos y conejos. Esta es una realidad que aún persiste a pesar de los avances en la ciencia y que lamentablemente, aún se encuentra en el mundo de la cosmética y cuidado personal.

Por esta razón es que miles de personas, empresas y marcas han optado por un estilo de vida «Cruelty Free», concepto que tal vez hayas escuchado. Literalmente significa «libre de crueldad» y es un término internacional para referirse cuando una marca no realiza pruebas en animales ni en sus productos finales ni ingredientes. Este estilo de vida ha generado tal impacto que en Europa y en la India ya cuentan con legislaciones que prohíben estas prácticas y en Chile ya existe el proyecto de ley que haría lo mismo. La demanda de productos Cruelty Free ha ido in crescendo que cada marca existente tiene una posición clara al respecto e incluso ha logrado que marcas cambien la fórmula de sus ingredientes para volverlos completamente veganos (sin ingredientes de origen animal).

¿Pero cómo asegurarse si una marca es Cruelty Free? Como muchos sabemos, hay marcas que dirán todo con tal de ganarse al cliente. Por lo que existen distintas ONG al rededor del mundo que se encargan de certificar si una empresa no realiza testeo personalmente ni sus proveedores. En Chile, existe «Te Protejo» primera y única ONG en Latinoamérica, que además de certificar marcas chilenas, promueve el uso de cosmética libre de crueldad, difunde las marcas internacionales disponibles en el país y realiza ferias y actividades para compartir este estilo de vida.

Elegir marcas Cruelty Free puede sonar difícil, más aún, cuando las marcas más conocidas en el mercado son las que realizan pruebas en animales, o incluso, si no vives en Santiago. Pero les cuento desde mi experiencia, soy de Iquique, llevo 3 años usando sólo productos Cruelty Free. Aprendí a comprar de forma inteligente, aprovechando viajes y ofertas. Hay marcas para todo gusto y bolsillo, he conocido productos increíbles y pequeñas empresas chilenas que merecen ser más reconocidas. Hoy existe mucha difusión de este estilo de vida, grupos en Facebook donde comparten datos, bloggers y youtubers, la misma página de Te Protejo y mi pequeño granito de arena, la primera APP móvil que realicé en conjunto con la ONG con todas las marcas disponibles en Chile, precios y lugares de venta. No es difícil elegir productos Cruelty Free y vale totalmente la pena.Enlaces:

Espero que les haya servido esta, mi primera entrada en Bunny Lovers. Cuéntenme si usan productos Cruelty Free, si tienen pensado hacer el cambio o si tienen alguna duda. Aquí estoy yo pare responderlas.

 

¡Tengan un excelente día!

Categorías: Noticias

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.