Es imperativo que el término Cruelty Free cree conciencia en la comunidad tanto en quienes producen cosméticos como en quienes los adquieren. Recuerda que como consumidor está en tus manos evitar el sacrificio de criaturas inocentes.

Continuamos…

China es un país cuestionado por sus prácticas en testeo animal ya que establece a las marcas que, para vender sus productos de maquillaje en su territorio, es obligatorio emplear estos experimentos. En el 2012, Avon fue demandada por Marina Beltrán quien denunció a la marca por practicar testeo animal en sus procesos de producción. Avon no pudo invalidar la demanda. Desde entonces, la conocida marca de cosméticos cambió su política de producción y se convirtió en una marca libre de crueldad animal certificada por PETA. Incluso China cambió su legislación y, desde el 2014, ya no fue obligatoria la experimentación en animales con respecto a los productos que tienen un contacto directo con la piel humana. 

Sobre el caso de MAC Cosmetics, la cual es una reconocida marca de productos de belleza que trascendió en el tiempo en el ámbito del maquillaje artístico, profesional y avant garde… PETA no la certificó “libre de crueldad animal” ya que comercializaba sus productos en China. MAC perdió popularidad entre sus seguidores, por lo que usó un método alternativo para seguir comercializando en China y también lograr certificarse con el distintivo de cruelty free. Empleó voluntarios humanos para realizar pruebas toxicológicas y de esta manera asegurar que el producto no cuente con sustancias dañinas para el ser humano. Asimismo, las pruebas in vitro corroboran la no existencia de componentes nocivos para el ser humano. 

¿Sombras o pigmentos?

La mayor parte de las marcas veganas populares libres de crueldad animal provienen de EEUU. Las marcas de maquillaje lanzaron al mercado diversas “paletas de pigmento prensado” las cuales se publicitaron como paletas de sombras y fueron bastante populares entre los amantes del maquillaje. ¿Existe alguna diferencia entre pigmento y sombra?

Se conoce como pigmento a un polvo fino con color proveniente de fuentes orgánicas o sintéticas. Por otro lado, la sombra es la combinación del pigmento y un binder (pegamento o aglutinante), el cual es un químico que ayuda a que la sombra se encuentre prensada. Según la concentración del pigmento frente a la concentración del binder, la sombra puede tener más o menos concentración en la aplicación del color. Cabe resaltar que hay marcas que comercializan pigmento puro, sin embargo, un menor número de consumidores prefieren las sombras a pesar que necesitan un medio adicional para permanecer en el párpado. 

Sobre las brochas de fibra animal. Estas han sido muy comercializadas y preferidas por su suavidad y aplicación pareja. Las brochas sintéticas alternativas no han presentado un tipo de competencia directa ya que cuentan con pobre calidad y acabado para el maquillaje. A pesar de esto, en los últimos 10 años, la industria del maquillaje ha producido y afinado la elaboración de brochas de cabello sintético. Naturalmente, libres de crueldad animal.

No es beneficioso que las empresas que usan insumos veganos como parte de su producción afecten a la salud del consumidor. En los años venideros, la industria de la belleza tendrá como desafío la producción de un ingrediente que sea vegano y que a su vez, sea inocuo para el ser humano. La masificación y la popularización de los productos libres de crueldad animal y veganos han sido beneficiosas para ese nicho consumidor que busca utilizar productos de maquillaje que conserven el medio ambiente. No obstante, es fundamental que los consumidores revisen y se informen sobre los productos que compran y su proceso de elaboración. El camino hacia la no crueldad animal es aún largo de recorrer.

Por Claudia Gotelli Estrada

Bloguera de Bunny Lovers

Categorías: Bunny Blogger

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *